Consejos para la compra de una cámara réflex

Última modificación: 5 noviembre, 2017

Categorías DSLR

Existe una gran variedad de cámaras réflex en el mercado actualmente, y puedes gastar desde 300€ por un modelo de entrada de gama hasta 6.000€ por un modelo full-frame. Así pues clasificamos las cámaras réflex en tres categorías en este artículo.

Cámaras Réflex Full-frame (Profesional)

La gran mayoría de fotógrafos profesionales usan cámaras full-frame, que disponen de los mayores sensores de imagen (36 x 24mm). Estas cámaras son las más caras y las más voluminosas pero la calidad de imagen y vídeo es excepcional. Aquellos sin una experiencia fotográfica significativa deberían sentirse intimidados por estas cámaras. En 2017, la opción más barata dentro de las full-frame empieza por 1.500€ (Canon 6D).

Cámaras Réflex Entusiasta (Semi-Pro)

Las cámaras “crop-sensor”, también llamadas APS-C, son la opción más común de DSLR. Los sensores de imagen son de alrededor de 24 x 16mm (en función de la marca), y las cámaras tienen un campo de visión más reducido que las full-frame. Ambas semi-pro y principiante tienen sensores más pequeños, pero estas están cargadas de prestaciones avanzadas como altas velocidades de disparo, sistemas de enfoque automático avanzado, doble ranura para tarjeta SD, y simplemente cualquier prestación que puedas soñar. Las réflex semi-pro tienen un precio entre los 1.000€ y 2.000€.

Cámaras Réflex para Principiantes

Las cámaras réflex que mejor se venden son las de principiante. Estas incluyen la serie D5000 y D3000 de Nikon, y la 750D de Canon. Los sensores de imagen y los megapíxeles en las cámaras para principiantes son similares a los semi-pro, pero estas cámaras ofrecen prestaciones menos avanzadas (cuánto más bajo el precio menos prestaciones, normalmente). La buenas noticias son que sigues obteniendo unos resultados excelentes para su precio y estas réflex cumplen mejor y son más baratas que nunca. Las cámaras réflex para principiantes cuestan entre 400€ y 800€ con el objetivo del kit incluido.

 

Sensor de imagen

Nosotros priorizamos el tamaño del sensor de imagen frente a la cantidad de megapíxeles, ya que tiene un impacto mayor en la calidad de imagen. Como ya hemos comentado en el apartado anterior, hay dos tamaños principales de sensor cuándo compras una cámara digital:

DSLR full-frame: 36 x 24mm (o algo menores).

DSLR crop-frame (las “DX” de Nikon o las “APS-C” de Canon): 24 x 16mm (o algo menores).

La buena noticia es que la mayoría de gente escoge las DSLR por sus sensores, e incluso un sensor más pequeño es capaz de producir imágenes de calidad profesional, que pueden imprimirse y colgarse en tu pared. Los fotógrafos profesionales consideran que la opción “full-frame” merece la pena, pero la mayoría de fotógrafos amateurs se quedan con la opción crop-sensor.

 

Megapíxeles

Los megapíxeles importan, pero no tanto como los vendedores de cámaras te hacen creer. Es la combinación de megapíxeles y el tamaño del sensor que determina la resolución de la imagen. Muchas cámaras para principiantes y entusiastas ofrecen alrededor de 24 megapíxeles, incluyendo los modelos populares como la Nikon D5500, D3400 o la Canon EOS 750D. Canon dio un salto de la 700D (18 megapíxeles) a la 750D (24,2 megapíxeles) para poder estar a la altura de Nikon en este aspecto.

La verdad es que la cantidad de megapíxeles no tendría que ser más que un factor más a considerar cuándo tomas la decisión de comprar una cámara fotográfica. No obstante, la mayoría de réflex de sensor reducido son comparables en megapíxeles y las pequeñas diferencias no van a mejorar o empeorar la calidad de tus fotos.

Si nos fijamos en el tope de gama, la batalla por el mayor número de megapíxeles sigue existiendo. Esta batalla es entre las full-frame Nikon D810 (36,3 megapíxeles) y la Canon 5D Mark IV (30,2 megapíxeles), que representa una diferencia importante cuando se trata de un propósito profesional. El año pasado, Canon presentó la 5DS R, presumiendo de 50,6 megapíxeles. Estas diferencias importan mucho más que a nivel principiante.

singapore

 

Sistema de enfoque automático

Con especificaciones como los megapíxeles y el tamaño del sensor, la mayoría de gente no da importancia al sistema de enfoque. La mayoría de cámaras digitales reducen sus costes con un enfoque automático inferior, así como el número de puntos de enfoque y el tipo de estos. Una cámara réflex extraordinariamente barata como la Canon EOS 700D (399€) tiene un único punto de enfoque, mientras que la Canon EOS 7D Mark II tiene 65. Esta es una diferencia abismal entre dos cámaras de la misma marca.

Desafortunadamente, no hay una regla a seguir para comparar sistemas de enfoque, pero puedes empezar fijándote en la cantidad de puntos de enfoque disponibles. Entender la complejidad del sistema de enfoque nos podría llevar un artículo por si solo, pero generalmente puedes esperar la calidad del sistema de enfoque automático en función del precio de la cámara.

 

Vídeo

El vídeo es la nueva moda de este 2017. En términos de resolución de video, 1080p es el estándar con algunas cámaras réflex de tope de gama como la Nikon D500 ofreciendo 4K. Generalmente, las DSLR más baratas disparan una calidad de vídeo inferior a las entusiastas o profesionales. Los factores a considerar incluyen la calidad del sistema de enfoque, el tamaño y tipo de sensor, las velocidades de vídeo que ofrece la cámara, y el objetivo utilizado. Las capacidades del audio también varían significativamente en función de la cámara.

Durante estos años, las cámaras réflex de Canon han ido estableciéndose como las mejores para el vídeo. Nikon ha ido cerrando la distancia pero todavía no está al nivel de Canon. Por ejemplo, una cámara para principiantes como la 750D de Canon está especialmente diseñada para obtener una excelente calidad de vídeo, por lo que Canon ya ha lanzado un objetivo en el kit con este propósito. En la categoría entusiasta, la Nikon D500 y la Canon 7D Mark II ofrecen de lejos la mejor calidad de vídeo, velocidad y sistema de enfoque que pueden desafiar a muchas cámaras full-frame.

Si nos centramos ahora en la categoría profesional, observamos una divergencia entre la fotografía y el vídeo. La nueva Canon 5DS R de 50,6 megapíxeles no ofrece vídeo y ni siquiera incluye entradas de audio o HDMI. Según Canon, los dedicados a la producción de vídeo profesional ya disponen de sus cámaras específicamente diseñadas con esta intención.

 

Pantalla LCD

Parece que todas las réflex del mercado están decidiendo poner mayores pantallas LCD con más opciones. Esto es bueno, y particularmente nos gusta la funcionalidad táctil que te permite controlar los ajustes de la cámara con nada más que un click. Algunas de estas pantallas LCD se inclinan y abaten, que es algo a tener en mente. Es curioso que la mayoría de cámaras full-frame no ofrecen tales prestaciones, pues es una característica dirigida a los modelos para consumidores.

 

Wi-Fi

Una opción creciente en el mundo de las cámaras réflex es el Wi-Fi integrado, permitiéndote subir fotos y vídeos a la red directamente desde la cámara (algunas cámaras incluso te permiten editar la foto desde la propia pantalla). El software y la plataformas Wi-Fi varían, y algunas son más fáciles de utilizar que otras, pero nos gusta poder disponer de esta opción. Una cosa a tener en mente: usar el Wi-Fi de la cámara prolongadamente puede minimizar la capacidad del procesador de la cámara. No pasa nada por utilizar esta opción, pero evita hacerlo continuamente, dado que puede reducir la vida de tu cámara.

 

Construcción robusta

Algunas cámaras entusiastas y full-frame ofrecen cámaras protegidas contra los elementos. Las capacidades del cuerpo dependen del modelo, ya que no hay estándares universales, pero el proceso implica el sellado mediante goma en la carcasa, el cuerpo, y alrededor de los botones para hacer más resistente la cámara a la humedad y el polvo (ambos pueden destruir tu cámara por completo). Llamar a estas cámaras impermeables sería una exageración, pero si es cierto que pueden soportar condiciones adversas, y es una opción común entre los fotógrafos dedicados a la fotografía salvaje.

 

river-photography

 

Tipo de objetivo

Cuando llega la hora de escoger una cámara digital, también llega el momento de elegir una familia de objetivos. Si compras una cámara Nikon o Canon y empiezas a comprar lentes especializadas, tu cámara puede quedarse anticuada, pero si cuidas tus objetivos pueden llegar a durar décadas.

Así como Canon ofrece superioridad en vídeo, los objetivos Nikon son preferidos por la pequeña minoría de fotógrafos. No obstante, ambas casas son punteras en la fabricación de objetivos, y ofrecen lentes de todo el rango, desde teleobjetivo hasta gran angular. No puedes equivocarte escogiendo una marca o la otra, pero ten en cuenta que si empiezas a tener objetivos de una casa es mejor quedarse con esa por conveniencia y efectividad de costes.

 

Facilidad de uso

Mucha gente se siente intimidada por el hecho de utilizar una cámara réflex y deciden quedarse con las cámaras compactas o el móvil. Estas preocupaciones no tienen porqué asustarte: actualmente las cámaras réflex son muy variadas y ambas cámaras, principiantes y full-frame, tienen modos automáticos que pueden hacer todo el trabajo por ti. También es cierto que tienen modos manuales que pueden hacer brillar tu fotografía.

Nuestro consejo es leer el manual de la cámara que compres y buscar vídeos que te introduzcan a la fotografía y funcionalidad de la cámara. Antes de realizar un gran viaje con tu nueva cámara empieza disparando a tus alrededores, y analiza los resultados obtenidos. Siempre puedes disparar en el modo automático con tan solo girar un dial, pero también puedes aventurarte y probar cosas como la velocidad de obturación, ISO y apertura. Este proceso lleva su tiempo, pero con todas las prestaciones que te ofrece una DSLR, no hay ninguna razón por la que evitar entrar en este mundo. Puedes visitar nuestro artículo sobre las mejores cámaras para principiantes y decidir cuál se adapta más a ti.

 

Dominio de Canon y Nikon

Es cierto que Nikon y Canon dominan esta categoría. Este no es el caso para las demás categorías, como las evil por ejemplo, pero Canon y Nikon ofrecen las mejores cámaras réflex del mercado y tienen la colección de objetivos más amplia. Ambas marcas llevan en este negocio muchas décadas y es por eso que marcas con menos experiencia no entraron en nuestra lista en ninguna de las categorías: full-frame, semi-pro, o principiante.

Si está interesado en alguna otra casa que no hayamos tratado, Sony tiene una colección interesante de cámaras réflex digitales, incluyendo la Sony a99 full-frame y la crop-sensor a68. Pentax también ofrece un número limitado de cámaras réflex muy conocidas por su construcción robusta, pero tienen un rango de lentes limitado. En principio, nosotros recomendamos Canon y Nikon desde un punto de vista cualitativo.

 

¿Qué pasa con las cámaras “evil”?

Esta es una pregunta que todo fotógrafo en 2017 empieza a hacerse, y cada vez es más complicado contestarla con la aparición de cámaras como la Sony Alpha a6500. No hay ninguna duda que las cámaras sin espejos están empezando a aparecer en el mercado. Las opciones de objetivos siguen siendo más limitadas que las de las réflex, aunque se están expandiendo. Por otro lado, Sony ha presentado una línea muy atractiva de cámaras evil full-frame, incluyendo la espectacular a7R II.

sony-alpha-7rii

Las cámaras réflex tienen la selección más extensa de objetivos y décadas de experiencia para respaldarlo. Las cámaras evil son más compactas y el ahorro de costes es relativo, particularmente cuando les añades más objetivos (que pueden ser más caros que los objetivos para réflex). Para uso personal y profesional, usamos ambos tipos de cámara. Si eres un fotógrafo de paisajes buscando la opción más ligera, la serie Alpha a7 de Sony es una buena opción. Para la mayoría de gente, y particularmente aquellos que tienen un presupuesto reducido, las cámaras réflex siguen siendo la mejor opción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *