Mejores objetivos para la Canon EOS 6D

Última modificación: 18 noviembre, 2017

La Canon EOS 6D es una cámara réflex full-frame extremadamente popular, una categoría que inició Nikon en el 2012 con la D600 (la D810 es su última oferta). La Canon EOS 6D es una excelente cámara en un gran número de aspectos, incluyendo la impresionante calidad de imagen con un sensor full-frame de 20,2 megapíxeles, vídeo en Full HD 1080p, además de Wi-Fi y GPS integrados. Un sacrificio importante de esta cámara es la calidad de vídeo, que se queda atrás respecto a cámaras full-frame más caras a causa de sus 11 puntos de enfoque. No obstante, para fotografía, la Canon 6D te permitirá obtener resultados de calidad profesional sin gastar una fortuna.

 

Objetivos de Kit

Canon 24-105mm f/4L IS USM (780,00€)

canon-24-105mm-f4Peso: 1070g
Apertura máxima: f/4
Lo que nos gusta: Nítido y versátil.
Lo que no: Aparece un poco de distorsión y blando en los extremos.

La Canon 6D se ofrece con el objetivo Canon 24-105mm f/4 en el kit, por lo que es un buen objetivo para un gran número de ocasiones y una forma de entrar en el mundo full-frame manteniendo el precio relativamente bajo. Todo ello considerado, este objetivo puede no ser el mejor para profesionales, ahora bien, es nítido a lo largo de su rango de zoom, tiene un sistema de enfoque rápido y preciso, además de estabilizador de imagen. También nos gusta su rango focal, muy útil para todo desde gran angular hasta retrato. Puedes esperar un poco de distorsión en los extremos y su apertura máxima de f/4 no es la ideal para poca luz, pero este objetivo incluido en el kit tiene un buen precio por debajo de los 2.000€.

 

Gran angular

Canon 17-40mm f/4L USM (715,25€)

canon-17-40mm-f4LPeso: 500g
Apertura máxima: f/4
Lo que nos gusta: Barato para un zoom gran angular.
Lo que no: No dispone de estabilizador de imagen.

Si estás buscando un gran angular para la Canon 6D sin quedarte en bancarrota, el 17-40mm f/4L es una buena opción. Primero, debes tener presente que la apertura máxima es f/4 y no tiene estabilizador de imagen, por lo que este objetivo tiene algunas limitaciones para campos como puestas de sol o fotografía indoor. Eso sí, en condiciones de luz decente, es nítido, enfoca correctamente, y cubre una gran variedad de distancias focales desde ultra-gran angular a un campo de visión normal. Además es más barato y ligero que otras opciones de gran angular para full-frame. Es tentador, no obstante, gastar 80€ más y tener estabilizador de imagen con el Canon 16-35mm f/4L debajo.

 

Canon 16-35mm f/4L IS USM (998,99€)

canon-16-35mm-f4Peso: 615g
Apertura máxima: f/4
Lo que nos gusta: Nítido y dispone de estabilizador de imagen.
Lo que no: Distorsión en los extremos.

Tienes dos opciones como objetivos 16-35mm para la Canon 6D: el f/2.8L sin estabilizador de imagen, y el 16-35mm f/4L con estabilizador de imagen. Para la Canon EOS 6D nosotros preferimos el f/4, suficientemente bueno para todo el mundo excepto para aquellos que disparan fotografía de acción o deportes (la 6D es una opción poco común para estos campos no obstante). Este objetivo es nítido y preciso en todo su rango (el f/2.8 tiene una tendencia a ablandarse cuando está totalmente abierto) y la tecnología de estabilización de imagen de Canon rinde admirablemente cuando hay poca luz natural. Con la versión f/4 siendo 500€ más barata que la versión f/2.8, sin duda es tu mejor apuesta.

 

Sigma 24mm f/1.4 DG HSM Art  (735,82€)

sigma-24mm-f1.4Peso: 665g
Apertura máxima: f/1.4
Lo que nos gusta: Increíblemente rápido para un gran angular.
Lo que no: El sistema de enfoque automático puede ser lento.

Sigma, presentando una oferta más reducida que Canon o Nikon, ofrece una serie de objetivos que en ocasiones resultan más baratos y rápidos que los de sus mayores competidores. En este caso, el 24mm f/1.4 Art es excepcionalmente rápido para un gran angular, nítido, y una buena opción por menos de 800€. ¿Cuáles son los sacrificios? El sistema de enfoque puede ser lento y esta lente no dispone de la calidad de construcción que ofrece la serie “L” de Canon (aunque los objetivos Sigma suelen estar bien construidos). Además, para fotografía de paisajes, nosotros preferimos disparar un poco más ancho en 21mm en lugar de 24mm, pero eso ya es ponerse quisquillosos. Si todavía no has podido probar la serie Art de Sigma, que incluye el 35mm f/1.4 y el 50mm f/1.4, puedes quedarte sorprendido con los resultados.

 

Multiuso y Retrato

Canon 24-70mm f/4L IS USM (812,70€)

canon-24-70mm-f4LPeso: 600g
Apertura máxima: f/4
Lo que nos gusta: Literalmente a mitad de precio que la versión f/2.8 debajo.
Lo que no: Mucho plástico en su composición.

Para una réflex full-frame “de bajo presupuesto” como la Canon 6D nos gusta el concepto de un objetivo “barato”, pero la calidad de imagen producida por el Canon 24-70mm f/4L no te va a decepcionar. A pesar de ser un paso más lento que la versión f/2.8, este objetivo es muy nítido, tiene una distorsión mínima y es más ligero. También dispone de la tecnología de estabilización de imagen de Canon que permite reducir la posibilidad de obtener una imagen borrosa en condiciones de poca luz. El modo macro no tiene mucho de que hablar, pero es una buena opción para aquellos que quieren menos distorsión y peso que el objetivo 24-105mm del kit de arriba (personalmente, preferimos los 35mm adicionales por lo que favorecemos el objetivo de kit respecto a este).

 

Canon 24-70mm f/2.8L II USM (1.990,00€)

canon-24-70mm-f2.8Peso: 850g
Apertura máxima: f/2.8
Lo que nos gusta: Versatilidad y calidad de imagen.
Lo que no: Caro y pesado.

El Canon 24-70mm f/2.8L lidera la categoría de zoom de rango medio y es un objetivo excelente en general. Así pues, este es un objetivo multiuso diseñado para profesionales: es extremadamente nítido, tiene un sistema de enfoque automático rápido y preciso, y rinde bien en condiciones de poca luz gracias a su máxima apertura de f/2.8. Hay algunos puntos débiles a considerar, no obstante: este objetivo es pesado y no dispone de estabilizador de imagen. De hecho, es más caro que el cuerpo de la Canon EOS 6D por si solo. Eso sí, si comparamos este objetivo con cualquiera de las opciones gran angular presentadas hasta ahora, el 24-70mm f/2.8 es una mejora notable en términos de calidad y una opción excelente para los fotógrafos más exigentes.

 

Canon 40mm f/2.8 STM (1714,75€)

canon-40mm-f2.8Peso: 130g
Apertura máxima: f/2.8
Lo que nos gusta: Muy ligero y buena óptica.
Lo que no: El sistema de enfoque puede resultar lento.

Con todos los objetivos de 35mm del mercado, puedes incrementar la distancia focal hasta los 40mm y ahorrar en el proceso. El Canon 40mm f/2.8 es el objetivo más ligero de esta lista pero ofrece un rendimiento óptico mucho superior a lo que puedas esperar por su peso y tamaño. Por menos de 200€ tiene buena calidad, distorsión mínima, y un motor de enfoque STM excelente para disparar vídeo. No obstante, no es tan rápido como los motores USM para fotografía. Si necesitas un sistema de enfoque automático realmente rápido debes buscar otro candidato, pero para la mayoría de fotógrafos entusiastas, nos encanta el 40mm f/2.8.

 

Canon 50mm f/1.4 USM (349,40€)

canon-50mm-f1.4Peso: 290g
Apertura máxima: f/1.4
Lo que nos gusta: Ligero y barato.
Lo que no: Un poco blando en las aperturas más pequeñas.

Canon ofrece dos objetivos 50mm para sus cámaras full-frame: el primero con una apertura máxima de f/1.4, y el segundo de f/1.2. El segundo es un poco más nítido y aún mejor en condiciones de poca luz, pero también es mucho más caro alrededor de 1.400€. Los fotógrafos profesionales que dependen de la distancia focal en el 50mm preferirán la versión f/1.2, pero para la mayoría de gente que usa la Canon 6D recomendamos el 50mm f/1.4. Este objetivo es una excelente opción que rinde excepcionalmente.

 

Canon 85mm f/1.8 USM (389,50€)

canon-85mm-f1.8Peso: 425g
Apertura máxima: f/1.8
Lo que nos gusta: Nítido y barato para ser un objetivo full-frame.
Lo que no: Bueno para retratos per no tan versátil como otros objetivos fijos.

Aunque 85mm no sea tu distancia focal favorita, el Canon 85mm f/1.8 es una lente atractiva para tu 6D. Por un poco más de 400€, tienes una opción “pro” para complementar el 24-105mm del kit. Todo ello considerado, es un objetivo fantástico para retratos que rinde mejor que cualquier otra opción de zoom que estés considerando. De hecho, es tan buen objetivo que mucha gente lo utiliza en cámaras crop-frame con una distancia focal equivalente a 137mm. Si no te gusta disparar retratos, esta distancia focal pierde su sentido, pero es una buena opción y a un buen precio para la mayoría de fotógrafos.

 

Teleobjetivo

Canon 70-200mm f/4L IS USM (1.267,00€)

canon-70-200mm-f4Peso: 760g
Apertura máxima: f/4
Lo que nos gusta: Versatilidad.
Lo que no: Peso.

Existen dos versiones del Canon 70-200mm: el f/2.8 y el f/4. Ambos tienen una óptica excelente y estabilizador de imagen, siendo el f/2.8 el doble de precio y de peso. Si necesitas la capacidad de disparar en condiciones de poca luz (fotografía salvaje) quédate con el f/2.8. Si no es así, el Canon 24-70mm f/4 IS es una mejor opción y mucho más fácil de llevar.

 

Canon 70-300mm f/4-5.6L IS USM (1.277,90€)

canon-70-300mm-f4-5.6Peso: 1050g
Apertura máxima: f/4
Lo que nos gusta: Versatilidad.
Lo que no: Peso.

El Canon 70-300mm f/4-5.6L cuesta alrededor de 200€ más que el 70-200mm f/4 de arriba, pero ofrece unos 100mm adicionales de zoom. También es 300g más pesado pero muy versátil, y una buena opción si ya dispones del objetivo 24-70mm del kit. Para un objetivo de este tipo, las imágenes son nítidas, el sistema de enfoque es preciso, y su construcción, robusta. La fotografía en condiciones de poca luz se verá limitada por la apertura máxima de f/4, pero el objetivo dispone de estabilizador de imagen para ayudar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *